#HermanMiller Authorised Dealer Partner Spain Naugthone – Colebrook Bosson Saunders – Maars Living Walls – Famo – Offecct – Caimi Brevetti – #Vitra

Madrid +34 914 917 667
Barcelona +34 633 033 885
distritohm@distritohm.com

SHOWROOM
Calle Albasanz, 15
Edificio A, Planta Baja
Madrid, 28037

Distrito HM

Bienvenida la nueva Aeron con plástico reciclado

Hace más de 25 años, Aeron transformó nuestra forma de pensar sobre las sillas. Pero el diseño no puede quedarse quieto si cambian los problemas que deben resolverse. Bienvenida la nueva Aeron con plástico reciclado.

Hoy, con 86 millones de toneladas métricas de plástico en el océano, y aumentando esa cifra 8 millones cada año, los problemas sin duda han cambiado. ¿La última solución de Herman Miller? Aeron: ahora fabricada con plástico recuperado del océano.

Al recolectar, procesar y rediseñar estos desechos para convertirlos en uno de los productos más emblemáticos, Herman Miller tiene como objetivo desviar más de 150 toneladas métricas de plástico del océano cada año, haciendo lo mejor para la Tierra.

Mucho antes de que Don Chadwick diseñara la silla Aeron con Bill Stumpf para Herman Miller, la posguerra de Los Ángeles influyó en su interés por la innovación de materiales, justo cuando el mundo del diseño en general cambió con el boom tecnológico de la posguerra.

Robert Probst, Alexander Girard, George Nelson, DJ De Pree, Charles Eames y Ray Eames

Como Chadwick señaló en una charla reciente con WHY Magazine, las lámparas de burbujas de George Nelson fueron el resultado de una tecnología de buque de guerra llamada naftalina y la carcasa de fibra de vidrio de Eames surgió de un encuentro que Ray y Charles tuvieron con una empresa de plásticos que fabricaba piezas de fibra de vidrio para la industria aeroespacial.

Incluso el concepto de ergonomía fue un estudio que se aplicó por primera vez a los pilotos militares.

“Sostenibilidad, ¿pensamos mucho sobre ello? Lo hicimos, con la expectativa de que tuviera que ver con la longevidad ”, dice el diseñador Don Chadwick de la silla Aeron original, que debutó en 1994, mucho antes de que la sostenibilidad fuera lo más importante. Como todos nuestros productos, Aeron está diseñada para durar. “Mucha gente diría, ¿cómo puedes gastar 1.000 dólares en una silla de escritorio?” Dice Chadwick. «Pero si amortizas eso durante la vida de la silla, 20 años…».

Cuando la silla Aeron debutó en 1994, su diferenciador más obvio fue su Pellicle, la primera suspensión elastomérica de su tipo que se usa en lugar de la espuma y tela tradicionales.

Los diseñadores Don Chadwick y Bill Stumpf trabajaron con los ingenieros de Herman Miller en múltiples iteraciones del tejido del material hasta que funcionó tanto física como funcionalmente. A partir de ahí, colaboraron con otra empresa local que había ideado un proceso tecnológico completamente nuevo, llamado encapsulación, para moldear tela en plástico.

Los resultados ayudaron a crear la silla de oficina más innovadora de la historia.

El problema de los plásticos

Los océanos acogen más de 86 millones de toneladas métricas de plástico.El plástico está llegando a océanos y vías fluviales a un ritmo alarmante. Hay un momento crucial en el que o se deja que ese plástico se convierta en basura, y en un peligro para la vida marina, o se recoge y se convierte en algo completamente nuevo.

Herman Miller se enorgullece de desviar estos desechos y darles nueva vida mediante la reingeniería en sus productos. Este es solo el comienzo.

Hace 27 años, la silla Aeron cambió la percepción del aspecto que podía tener una silla de oficina y cómo podría funcionar. Ahora llega la siguiente generación: Aeron con plástico reciclado, sacado del océano. Mismo diseño. Misma comodidad. Ahora más sostenible.

Aeron con plástico reciclado

Herman Miller ha renovado la icónica silla Aeron con plástico sacado del océano. En las áreas costeras donde el plástico tiende a acumularse, trabajamos con recolectores locales que lo cogen en tierra, playas y arroyos cercanos, para luego comprarles las materias primas una vez trituradas, lavardas y hechas bolas.

Utilizando pruebas rigurosas, Herman Miller puede incorporar esos plásticos en los productos, aportando una modesta contribución a que la marea de desechos plásticos que llegan al océano se detenga progresivamente.

Conclusión

Recolectores locales trabajan recuperando plástico para hacer Aeron con plástico reciclado

Nuestros océanos albergan más de 86 millones de toneladas métricas de plástico. Cada año, ese número aumenta en 8 millones. Pero no tiene por qué ser así. Por eso Herman Miller es miembro fundador del consorcio NextWave, la primera red global de cadenas de suministro de plástico recuperadas del océano. Juntos, estamos convirtiendo este desperdicio como mercancía y sacando grandes volúmenes de este material del océano, dándole nueva vida.

Para cuando el plástico llegue al océano, Herman Miller estará trabajando arduamente para convertirlo en algo completamente nuevo.

Estos desechos tienden a acumularse en áreas costeras que no tienen la infraestructura para procesarlos, por lo que Herman Miller trabaja con recolectores locales para recoger el plástico de tierras, playas y arroyos cercanos.

Al obtener el material de estas áreas, como India e Indonesia, Herman Miller puede apoyar a las comunidades locales empleando a las personas que se ganan la vida recolectando estos desechos.

Y, al renovar Aeron con plástico reciclado, sacado del océano, Herman Miller está ayudando a detener la marea de plástico que llega al mar, poco a poco.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies